La Web de Negocios de la Hotelería y la Gastronomía
Texto
Empresas y Productos
LÍNEAS DE CRÉDITO Y FINANCIACIÓN
Apoyo financiero para los negocios

Ya sea para la puesta en marcha de un proyecto o para iniciar una etapa de remodelación de un establecimiento, los empresarios hoteleros y gastronómicos requieren opciones de financiamiento de entidades públicas o privadas, a tasas de interés atractivas.

Al momento de iniciar un proyecto hotelero o gastronómico, e incluso para encarar una etapa de remodelación y aggionamiento, la financiación es unos de los desafíos más difíciles de afrontar.
Más allá de las categorías o las dimensiones de un establecimiento, muchos empresarios demandan préstamos a una tasa de interés atractiva y con un esquema de devolución acorde con los ingresos que genera su negocio.
Ahora bien, ¿qué se entiende por financiación? Consiste en aportar dinero y recursos para la adquisición de bienes o servicios. Es habitual que la financiación se canalice mediante créditos o préstamos. De acuerdo con el plazo de vencimiento, es posible distinguir dos tipos de financiación:
• A corto plazo: cuando el período máximo de tiempo para efectuar la devolución del dinero es inferior a un año.
• A largo plazo: cuando hay un plazo mayor a un año para devolver el dinero.
Otra clasificación puede realizarse tomando en cuenta la procedencia de los recursos. La financiación externa es aquella que procede de inversores que no pertenecen a la empresa, como es el caso de las entidades bancarias. Otra opción de financiación externa es la emisión de obligaciones: la operación financiera por la que una entidad privada (empresa) acude al mercado para pedir un préstamo a futuros inversores. Este préstamo se divide en alícuotas conocidas como títulos-valores, que quedarán en posesión de dichos inversores.
El caso contrario de financiación interna es la que tiene su origen en fondos producidos por la propia empresa a través de su actividad.
En base a lo expuesto es importante tener en cuenta que el tipo de financiación a escoger para un proyecto depende de diversos factores, tales como la urgencia para llevarlo a cabo, las exigencias de la entidad que brinda el financiamiento, el tiempo que se estima para devolver el dinero y el monto de recursos necesarios para la puesta en marcha de un proyecto.
Cabe recordar que generalmente los establecimientos hoteleros demandan financiación para invertir en mobiliario, electrodomésticos, construcción, ampliación y/o refacción de instalaciones y equipamiento, adquisición de bienes de capital o capital de trabajo, actualización de tecnología en las habitaciones o los espacios comunes, capacitación del personal o implementación de nuevas acciones de promoción.
En el caso de los establecimientos gastronómicos, la demanda de fondos está vinculada con la inversión en mobiliario para el salón, electrodomésticos,
ampliación y/o refacción de instalaciones y equipamiento, o ampliación del proyecto, entre otras necesidades.
¿Cuáles son las opciones de financiación? La más conocida son los préstamos que ofrecen las entidades bancarias; sin embargo, son los procesos más difíciles para los emprendedores, dado que entre las exigencias de los bancos se encuentra que el proyecto sea altamente solvente, que se trate de una idea que haya tenido éxito en el pasado y que se les brinde un análisis extremadamente detallado de cada fase en la que se utilizará el dinero, así como de los planes para su devolución. No obstante, es uno de los mecanismos de financiación más confiable a nivel global.
Otra opción que se encuentra en plena etapa de expansión es el crowdfunding. Los casos de mayor éxito en este formato son las plataformas Kickstarter y Lánzanos. El procedimiento es relativamente sencillo: luego del registro en un portal de crowdfunding, se sube una descripción del proyecto, junto con un video y el detalle de las recompensas que recibirán los patrocinadores. El paso siguiente es esperar la aprobación. Para obtener buenos resultados, es imprescindible hacer mucha publicidad en las redes sociales. La desventaja de este modelo es la falta de estructura legal que avale los acuerdos que se establecen en la plataforma virtual.
Más allá de los casos en los que se demanda una gran inversión, los empresarios hoteleros y gastronómicos también requieren diferentes tipos de financiamiento para las compras frecuentes que hacen a la operación diaria de sus negocios. Estamos hablando incluso de materias primas para el caso de un restaurante. Ante estas situaciones, quienes ofrecen algún tipo de financiación son los mismos proveedores.
Un cheque a 30, 60 o 90 días y un pagaré suponen un pago aplazado. El comprador emite el documento de pago, que ofrece seguridad jurídica pero no evita que pueda haber impagos. Por su parte, el proveedor que recibe el pagaré, cuando es con pago aplazado, puede descontarlo. Es decir, el banco, a cambio de una comisión e intereses, anticipa el importe del pagaré antes del vencimiento.
Otra opción es el confirming, un sistema mediante el cual el cliente ordena a su banco que emita los documentos de pago a sus proveedores. En cierto sentido es similar a la transferencia, pero con un pago aplazado. Lógicamente, el banco sólo concede líneas de confirming a aquellas empresas que tienen suficientes garantías.
Una última opción es el arrendamiento financiero o leasing. Se trata de un contrato de alquiler que incorpora una opción de compra a favor del arrendatario, que podrá ejercer al final del contrato. La característica principal de estos contratos es que jurídicamente se califican como alquiler pero, desde el punto de vista financiero, se tratan como una compraventa, ya que se considera que el objeto final del contrato es la adquisición del bien. Si bien la propiedad jurídica del bien es del arrendador hasta el ejercicio de la opción de compra, desde el punto de vista contable el bien aparecerá en los estados financieros del arrendatario como un activo.

 

EL SECTOR PÚBLICO.
Asimismo, más allá de las propuestas financieras de las entidades bancarias de cada país, también existen líneas de crédito de organismos internacionales pensadas para promover el cuidado del medioambiente o el desarrollo tecnológico, entre otras opciones.
Uno de los ejemplos más destacados al respecto lo planteó el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) cuando lanzó una facilidad de financiamiento para la construcción de hoteles "verdes" en América Central, México y el Caribe. En esa instancia el banco aprobó un mecanismo de financiación de hasta US$ 42 millones a largo plazo para financiar un máximo de ocho hoteles Marriott, que se desarrollaron en Costa Rica, Nicaragua, Guatemala, Panamá, Jamaica, Trinidad y Tobago, y México. Para recibir la financiación los hoteles debieron obtener la certificación de Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental (LEED) en su etapa de proyección.
Por otra parte, la mayoría de los países ofrece líneas de crédito con atractivas condiciones, pensadas para el fomento de una industria o un sector productivo. En el caso de esta industria, generalmente la Ley de Turismo cuenta con un artículo dedicado a las facilidades de financiación destinadas a inversiones, planes, programas y proyectos.
En el caso de Argentina, también están disponibles otros tipos de mecanismos de financiación para pymes que cuentan con el apoyo del sector público. Meses atrás la Subsecretaría de Financiamiento del Ministerio de Producción lanzó líneas de créditos con tasas de interés del 11 al 15,5% (bonificadas por el Estado). El objetivo de esta acción fue que las pymes financien las actividades vinculadas a sus negocios en el circuito financiero formal, en lugar de autofinanciarse o hacerlo en el mercado informal.
A su vez, otros de los mecanismos de financiación que se utilizan están vinculados al sistema impositivo. También en el caso de Argentina, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) brinda un tratamiento impositivo especial para el fortalecimiento de las mipymes.

 

 
HIPERMAYORISTA MAKRO: FACILIDADES PARA SUS CLIENTES

Hipermayorista Makro ofrece una línea de financiación para sus clientes profesionales y gastronómicos. Los requisitos para acceder a estos beneficios son contar con el Pasaporte Makro, estar inscripto en la AFIP bajo alguna actividad que se encuadre como profesional del rubro de almacén, kiosco, autoservicio o del sector gastronómico.
La solicitud, tanto de la línea como del Pasaporte Makro, se realiza en la misma sucursal y se puede acceder a una financiación de hasta $ 40 mil con 0% de interés a 30 días.
Para el otorgamiento se realiza el chequeo de la situación financiera del solicitante y, en caso de ser aprobada, se le brinda el financiamiento en el acto.